Kingroot

kingroot
Kingroot
Hay muchos métodos (y razones) para rootear nuestro dispositivo Android, aunque no todos ellos están al alcance del usuario medio, como muestran esos largos y engorrosos tutoriales que podemos encontrar en los foros de XDA-Developers. Toallín era una de las aplicaciones favoritas para hacer de root, ya que su funcionamiento se limitaba a pulsar un botón y esperar unos segundos. La utilidad china Kingroot sigue este camino, ofreciendo un proceso simple y totalmente automatizado compatible con un gran número de dispositivos, con el incentivo de que tras su última actualización a la versión 4.0 es capaz de rootear incluso teniendo Android Lollipop.

Kingroot

La aplicación Kingroot es una gran herramienta que nos permite hacer el root de forma fácil y efectiva en nuestro dispositivo Android, pero ¿Qué es el root y por qué lo queremos en nuestro móvil?

La mayoría de los usuarios de Android están molestos con esas aplicaciones predeterminadas del sistema, que no se utilizan pero que no se pueden eliminar porque, de ser así, el sistema operativo Android no funcionaría correctamente y podría causar una interrupción o algún error inesperado, pero ¿realmente ocurre esto sin eliminar este tipo de aplicaciones?

El root es un proceso que permite a los usuarios acceder al código de software principal del sistema operativo del dispositivo y nos permite modificar o cambiar algo dependiendo de lo que queramos y de cómo prefiramos que funcionen las aplicaciones instaladas en el dispositivo. Se puede decir que se trata de una simple modificación en Android para que puedas instalar libremente aplicaciones que creas que mejorarán tu experiencia móvil. Al fin y al cabo, esto es lo que queremos, poder aprovechar al máximo lo que tenemos sin ninguna limitación en el sistema.

Kingroot apk 2019

Con aplicaciones como Kingroot podremos conseguir el root en nuestro dispositivo móvil de una forma sencilla, rápida y efectiva para que podamos liberar todo el potencial del smartphone sin ninguna limitación a la hora de acceder a las opciones o de instalar y eliminar todas las aplicaciones. Por ello, recomendamos que antes de realizar esta acción te informes en las páginas que explican detalladamente cómo descargar esta aplicación para tu Android. También tendrás todas las advertencias de seguridad, porque como dijimos no es un proceso 100% seguro.

Descargar kingroot 2019

Lo primero que debemos saber es que el éxito del root no está garantizado al 100%, por lo que antes de hacerlo, siempre es aconsejable tomar una serie de precauciones que faciliten el uso del móvil en caso de que algo no salga como se espera.

Esto es algo muy importante que hay que hacer antes de empezar a rootear el dispositivo. Por si acaso, siempre es mejor tener una copia de seguridad en Android de todos los contactos, mensajes, fotos y archivos para que todo esté respaldado en caso de pérdida.

Asegúrate de que tu dispositivo móvil tenga al menos un 60% de energía de la batería antes de comenzar a utilizarlo. De esta manera podrás completar el proceso con suficiente energía de la batería.

Para poder rootear tu dispositivo de forma rápida y sencilla, necesitas tener la aplicación Kingroot instalada en tu teléfono Android. La aplicación no está disponible en la Play Store pero haciendo una búsqueda rápida en Google podrás encontrarla rápidamente.

Una vez instalada tendremos que hacer clic en el icono de la aplicación para acceder a ella. Esto iniciará la aplicación, en la cual se podrá acceder a su interfaz. Si no te han robado el dispositivo, verás un texto en el centro de la pantalla que indica que no hay acceso al root, lo que significa que el móvil no ha sido robado. Por lo tanto, tendrás que hacer clic en el botón de la parte inferior donde podrás leer, “Iniciar root”.

Una vez que lo hayas pulsado, todo el proceso del root se iniciará automáticamente, por lo que debes esperar a que se haga sin tener que tocar o hacer nada.

Cuando Kingroot termine el proceso veremos una gran marca verde en la pantalla que indica que se ha hecho de forma correcta y efectiva. Así de fácil y rápido es rootear con Kingroot.

A partir de este momento tendremos nuestro dispositivo totalmente preparado para instalar y eliminar cualquier aplicación que queramos, incluidas las que vienen por defecto en el sistema, para acceder a carpetas a las que antes no teníamos acceso, para modificar aspectos del sistema, para controlar de forma específica el uso de la batería y mucho más…